Conexión Brasil | Lula definitivamente reabilitado, Bolsonaro desesperado

por Rogerio Tomaz Jr.

El resumen de la última semana en Brasil en tres eventos:

1. Lula obtuvo, el jueves (15), la victoria definitiva en la batalla contra el “lawfare” de la Operación Lava Jato. El pleno del Supremo Tribunal Federal ratificó la decisión del ministro Edson Fachin, por 8 votos a favor y solo 3 en contra, que considera el tribunal federal de Curitiba inadecuado para juzgar las causas del expresidente.

El tribunal presidido por el entonces juez Sérgio Moro, con el abogado Deltan Dallagnol al frente de Lava Jato, sentenció a Lula en tiempo récord en los casos del apartamento Guarujá y la finca Atibaia. Con eso, el líder del PT recuperó definitivamente sus derechos políticos.

Durante la sesión, el ministro Ricardo Lewandowski puso el dedo en la herida de la Corte Suprema, que tardó varios años en aceptar los reclamos de la defensa de Lula. “Esto le costó al ex presidente 580 días de prisión y le hizo imposible postularse para presidente”, dijo Lewandowski

2. Minutos después de la victoria de Lula en la Corte Suprema, Jair Bolsonaro inició su transmisión semanal para sus redes sociales y se asustó frente a las cámaras al recibir una inquietante noticia. La ministra Carmen Lúcia, también de la Corte Suprema, determinó al presidente de la Cámara de Diputados, Arthur Lira, un aliado del gobierno, un plazo de cinco días hábiles para analizar las solicitudes de juicio político contra Bolsonaro y pronunciarse sobre ellas. Lira debe responder al STF que la Constitución no establece un plazo para este trámite, pero la “orden” de la magistrada es una señal de que el clima para Bolsonaro no es bueno.

3. Finalmente, menos de una hora después de la decisión de la Corte Suprema que rehabilitó a Lula, el portal de noticias Poder 360 dio a conocer una nueva encuesta electoral en la que Lula aparece casi 20 puntos por delante de Bolsonaro (52×34) en una eventual segunda vuelta.

Las elecciones solo se llevarán a cabo en octubre de 2022, pero el escenario se vuelve cada vez más difícil para el actual presidente. Además de la presencia de Lula, el gobierno es señalado por la población como el principal culpable de las más de 370 mil muertes por coronavirus. Y Bolsonaro y Paulo Guedes no saben qué hacer para recuperar la economía destruida.

La mala noticia más reciente para el gobierno en esta área proviene de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE): en contramano del mundo, Brasil es la única gran economía que se desacelera en 2021.

Este columnista apuesta por la victoria de Lula en la primera vuelta. Cóbrenme en 2022. Para mí, La batalla más grande será confirmar su candidatura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *